El Museo de la Cerámica de La Rambla

 

El Museo de la Cerámica de La Rambla se encuentra emplazado en el antiguo "Torreón del Castillo" de la población que ha sido rehabilitado para este fin adaptándose a las características del mismo. Desde su inauguración como Museo de Cerámica en el 2002 se han llevado a cabo dos exposiciones, la primera de ellas "Retrospectiva de la Exposición de Alfarería y Cerámica de La Rambla 1926-2001" y la actual, "Historia y Tradición de la Alfarería Rambleña"

En el Museo de Cerámica se recogen los testimonios que el oficio de la alfarería ha ido dejando en la población rambleña desde los tiempos prehistóricos hasta la época actual. Las instalaciones del museo albergan tanto restos materiales, como documentales y gráficos, del oficio de la alfarería en la localidad. El Museo pretende ofrecer una evolución del trabajo del barro a lo largo del tiempo a través del estudio de la evolución de la elaboración de la materia prima, los aspectos técnicos, las formas, la funcionalidad, así como la comercialización y difusión de la alfarería rambleña a lo largo de las sucesivas etapas históricas.

El espacio expositivo del Museo se distribuye en dos salas que se corresponden con las dos plantas del edificio. La sala 1 ocupa la planta baja y esta dedicada a la cerámica histórica, mientras que la sala 2 se sitúa en la planta alta; cada una de las cuales contiene los siguientes elementos:


SALA 1: CERÁMICA HISTÓRICA

La planta baja acoge un total de cinco vitrinas donde se exponen materiales correspondientes a distintas etapas históricas, que van desde los tiempos prehistóricos hasta la época Contemporánea.

Vitrina nº1

En ella se exponen los materiales constructivos de distintas épocas utilizados para diferentes edificios cuya materia prima es el barro. Varios tipos de ladrillos y tejas, elementos de sustentación como restos de discos de columnas, elementos decorativos como placas labradas y coloreadas, conos para aligerar las techumbres...

Vitrina nº2

Está dedicada al análisis de la cerámica prehistórica englobando los restos cerámicos más antiguos del término adjudicables al Calcolítico atendiendo a aspectos tales como las técnicas, decoración, cocción, entre otros aspectos. Las piezas más destacables son las piezas de "cerámica campaniforme" halladas en el yacimiento de La Minilla, en pleno casco urbano.

Vitrina nº3

Contiene restos cerámicos pertenecientes a época ibérica que permiten estudiar los cambios que se advierten en cuanto a la ejecución de las distintas piezas cerámicas. La mayor parte de este espacio está dedicado al mundo romano albergando un notable número de piezas realizadas en barro como son los objetos que integraban la vajilla doméstica como los vasos de paredes finas, terra sigillata; ánforas para contener líquidos; lucernas para la iluminación.

Vitrina nº4

Reúne una selección de piezas pertenecientes a los tiempos medievales que revelan la introducción del vidriado en la cerámica rambleña (botellas, cuencos, escudillas, jarras).Conocemos dos documentos fechados en los años 1460 y 1465 donde se citan varios vecinos de La Rambla relacionados con el oficio del barro.

En una carta de dote de 1460 se menciona a Miguel Ruiz,cantarero, hijo de Miguel Sánchez de la Torre el Milano, vecino de La Rambla. En mayo de 1465 aparece Pedro Ruiz, Cantarero vecino de La Rambla, como testigo y perito de la firma de un contrato para transportar, desde Jerez de la Frontera, varias cargas de vidrio en piedra.

Vitrina nº5

Alberga diferentes testimonios de la alfarería rambleña durante la época Moderna como son diversos cacharros de uso doméstico como: diferentes botellas, cantaros, salonas y jarras realizadas con distintas técnicas y decoraciones. La vitrina contiene un listado de piezas fabricadas en diferentes tamaños que se comercializaban en la capital cordobesa hacia 1680 así como una relación de los maestros alfareros que trabajaban en la población hacia 1752 extraído del Catastro de Ensenada.

 

SALA 2: CERÁMICA TRADICIONAL

La segunda planta del edificio esta dedicada al estudio de los oficios relacionados con el trabajo del barro que eran los de cantareros, jarreros y ladrilleros, los cuales se diferencian en cuanto a los diferentes tipos de barro empleados, las herramientas, las técnicas, la producción, e incluso la comercialización. La muestra recoge las diferentes fases del proceso de elaboración del barro, las herramientas utilizadas en cada uno de estos oficios, los productos que fabrican y los distintos hornos empleados en la cocción de estas piezas.

La sala alberga igualmente un panel donde se recogen varios testimonios de la Exposición de Cerámica de carácter anual que se viene celebrando desde el año 1926, coincidiendo con las fiestas patronales, como son fotografías del oficio de la alfarería en La Rambla y los primeros carteles de la Exposición.

NUEVAS DEPENDENCIAS DEL MUSEO DE CERÁMICA DE LA RAMBLA

Con el edificio de nueva planta que se está construyendo junto al Torreón se verá completado el Museo de Cerámica. El nuevo inmueble pretende ser un espacio de interrelación con el edificio histórico, pero con una visión actual en cuanto a las nuevas directrices y necesidades de un museo contemporáneo que no ofrecen las dependencias del torreón del Castillo del s. XIV, y por tanto se verán completadas con un edificio moderno, dotado de espacios expositivos más amplios y adecuados, así como dependencias apropiadas para la conservación y difusión de sus fondos.

Estará dotado de espacios para la exhibición de los fondos del Museo pertenecientes a las piezas premiadas en la "Exposición de Alfarería y Cerámica de La Rambla", donde podremos apreciar los cambios que han venido acaeciendo en este oficio desde el nacimiento de la Exposición en 1926 hasta nuestros días, a través de una selección de las piezas premiadas en este evento, piezas artesanales únicas, especialmente elaboradas para concursar por los alfareros rambleños y decoradas por las mujeres de La Rambla. El surgimiento de nuevas modalidades de premios en el concurso en cuanto a piezas decorativas, la utilización de nuevos barros, diseños ... en consonancia con el propio desarrollo del oficio de la alfarería. La evolución de una actividad de carácter tradicional y temporal para los alfareros, totalmente artesanal y con la elaboración de piezas utilitarias, a otra donde se ha ido introduciendo, desde las últimas décadas, la progresiva industrialización y modernización tecnológica en los alfares, pero que sin embargo, ha sabido conservar parte de su carácter artesanal en muchas de sus piezas y en su decoración por parte de las "pintoras" rambleñas.

Por otra parte, salas para muestras temporales de ceramistas contemporáneos que expongan su obra y sirvan para conocer nuevas tendencias artísticas en el mundo de la cerámica y visiones de artistas de carácter internacional, dando una imagen más amplia que el puro localismo para todos los visitantes.

Las dos facetas del Museo, histórica y contemporánea, se verán completadas con el aspecto didáctico y de acercamiento a todos los públicos, con actividades participativas para los más pequeños y la ayuda de las nuevas tecnologías para lograr una visita comprensiva y lúdica.

La situación privilegiada del Museo de Cerámica, dado su emplazamiento en el centro de la población, va a permitir que sea un nexo de unión entre la vida pública y cultural de la propia ciudad de La Rambla, potenciando todo ello con la apertura de una nueva vía urbana que conecta con varias calles y permite varios accesos a las dependencias del Museo y espacios abiertos en torno al mismo, susceptibles de ser utilizados como espacios de exposición.

 

Horario de visita:

Mañana de 9:00h a 14:00h

Visitas concertadas: 957 682 712

De Lunes a Viernes

Sábados de 11:30h a 13:00h

Más información: Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

https://www.larambla.es/ciudadano/turismo/que_visitar/museo_de_la__ceramica

https://www.cordobaturismo.es/es/contenido/1640/la-rambla